0
0 In Blog/ Gemas/ Gemoterapia/ naturaleza/ Ritual

LA LUNA Y LAS GEMAS

Hoy día 21 de Mayo es Luna Llena, una ocasión perfecta para cargar nuestras gemas.

Por qué la luna?

La luna se asocia con las las emociones, con las energías sutiles, con lo femenino, con la intuición, con lo que no se ve, con lo oculto en definitiva. Puede que por ello ésta tenga influencia sobre las mareas, con el mar, símbolo universal del inconsciente colectivo, el agua, elemento que rige las emociones… Cuando nos vemos desbordados de emociones echamos a llorar (agua), verdad?

2efee7667c8f0d5446af2ad1a7979d91

Las gemas tienen la propiedad de empaparse de las emociones y energías que emanamos, por así decirlo, son como esponjas naturales, reciben esa información, la llevan y la aceptan sin rechistar. La Luna llena es ese elemento natural que las recarga, que da a las gemas energía para seguir ayudándonos con nuestras emociones. Cuando a una gema no se la carga, se debilita, pierde las fuerzas para seguir trabajando, se ve superada de todas esas energías que recibe y puede llegar a romperse. Las energías que dañan las piedras, efectivamente, son las negativas, exactamente las mismas energías negativas que nos dañan a nosotros. Las gemas necesitan cuidados, al igual que nosotros por así decirlo, si se ensucian de muchas energías negativas se marchitan, pierden su brillo natural, se van apagando poco a poco y un pequeño golpe (o sin necesidad de éste) pueden romperse.

c299adac155d005bec3bb07f519eb4cc

Pero ahí está la Luna, que con su fase plena llega para cargarnos las pilas a todos. Y es que cuando hay luna llena, sentimos la necesidad de mirarla, de admirarla, de abrazar esa energía que emana de ella. Nos sentimos pletóricos, notamos ese extra de energía que recibimos de ella, tanto para las buenas acciones como para las malas, de ahí que suela existir la creencia que en luna llena hay más partos o hay más delincuencia, por poner un ejemplo. Hay más exaltación en todos los niveles, asoma esa parte primitiva que todos llevamos dentro…

lobos_luna

Ese plus de energía ayuda a cargar y a llenar de fuerza nuevamente a las gemas. Por ello hay que aprovechar la ocasión siempre que podamos.

¿Cómo lo hacemos? Muy sencillo:

  • Si tenemos una terraza, patio, balcón o ventana que le llegue la luz de la luna, debemos sacar nuestras gemas a esos espacios abiertos para que reciban la energía lunar.
  • Dejarlas toda la noche y parte del día para que también reciban la energía del Sol, que es igual de buena que la de la luna.
  • Una vez bañadas nuestras gemas en energía, ya podemos usarlas cómo queramos.

Espero que estos consejos os sirvan y ayuden para que vuestras piedras bonitas sigan a tope de fuerzas y os sigan brindando su energía.

LA LUNA INSPIRA

Gracias por leer, nos llena de ilusión que hayas llegado hasta aquí.

Namasté  ^^

 

You Might Also Like

No Comments

Deja un comentario